martes, 23 de mayo de 2017

El viento mecánico

Un paso más, adelante, atravesando las vías.
Llegará. Dentro de unos minutos
el viento mecánico
me arrastrará. Volveré al polvo, arcilla rota.

Entre mis dientes,
nacerán,
los últimos rayos de Sol,
mientras Dios, arriba,
confunde el polvo de mis huesos
con cocaína pura.


Nisov

sábado, 19 de noviembre de 2016

Desconocida

Te observo desde un banco.
Me preocupas: 
siempre vas acelerada.

Atardecer.
De tus labios brota el humo
de ese último cigarro.
Tu piel lleva demasiados tatuajes.
Tal vez cubren esas heridas del pasado...
Sobre tu melena desteñida
cielos rojos perforados,
atravesados por el negro de tus uñas.

Nos veremos
una vez que vuelvan a abrirse
las puertas del tren.


Nisov

jueves, 17 de noviembre de 2016

Vacío

A veces necesitamos huir
buscando escapar.
Esperamos encontrar un silencio
que no sea una luz rota.

Existimos.
Respiramos.
Nos asfixiamos entre la posibilidad y el vacío:
Miro más allá y no veo nada.

Creo que me he convertido en Réquiem.



Nisov

martes, 25 de octubre de 2016

Aleluya




Quiero ver tu cuerpo retorcerse como zarzas
mientras tu boca explota en mariposas.
Tu piel es un campo verde, fértil,
rasgado por el arado de mis uñas.

Sediento bebo de ti,
empapado,
en las lagunas de tus ojos sacudidos por la Luna.

Tus labios,
tintos en rosas aplastadas
tiñen mi cuello y mi boca.
Sabes a salvación y pecado.
De mi alma brota un aleluya casi afónico.

Nisov

martes, 18 de octubre de 2016

Amapolas

Cada vez que cierro los ojos 
y toco tu piel
noto crecer flores, amapolas.

Daría mi vida por no volver a estar lejos de ti,

por encontrar palabras para tu sonrisa y tu mirada. 

Ojalá besarte ahora,

que cuides de mi alma, como la última vez

Cae la noche y tu ropa.

Me pregunto 
cómo voy a alejarme de ti:

Eres el único alimento de mis huesos. 



Nisov 

jueves, 13 de octubre de 2016

Santa María

Te observaba en silencio.
Toda mi piel se volvió un campo de espinas.
Zarzas 
Me arañaban.
Mis dedos te buscan 
En la oscuridad
Sentía tus labios en mi cuello.
Huele a hierro.
Tus dientes están demasiado lejos
Mañana saldrá el sol, aunque no abramos las persianas.
Sobra espacio entre nosotros.
Falta ropa.

Allí, a lo lejos
se apaga una ventana. 



Nisov

viernes, 7 de octubre de 2016

Perséfone

Camino sobre prados secos, piso flores muertas
mis manos solo acarician cenizas y hielo,
ya no recuerdo los colores del cielo,
mi único amigo es el que guarda estas puertas..

Jamás me he sentido tan triste y tan sola
a pesar de estar rodeada de tantos...
Pero aquí nunca hay risa, solo gritos, pena, llantos
Echo de menos la luz, la vida, el mar con sus olas...

Ahora soy la reina pero ya no respiro
Mis ropa la devoran los gusanos, mis joyas son huesos
Tengo banquetes infinitos, pero ni un solo beso
Me pregunto si estoy muerta o todavía vivo.


Nisov